Escribe para buscar

La economía circular impera en los supermercados. AUCHAN

La gran distribución juega un gran papel social y medioambiental en el mundo actual y por ello implementa cada día más políticas de sostenibilidad, como es el caso de Alcampo, probablemente un modelo a seguir en su compromiso por una sociedad más justa, saludable y respetuosa con el entorno.Entrevista a Yolanda Fernández, directora de RSC y Comunicación Externa de Auchan Retail España.

Comparte

Frente a un consumidor cada vez más preocupado por el medio ambiente, ¿qué medidas han establecido?
En Auchan Retail España, compañía que opera con la enseña comercial Alcampo, tenemos muy claro que nuestro desarrollo debe ser económicamente eficaz, socialmente justo y ambientalmente respetuoso. Lo hemos tenido claro siempre, porque somos una empresa con fuertes valores y con una visión muy clara: queremos cambiar la vida de los que nos rodean para lograr que todos y cada uno de ellos vivan mejor. Este nuevo consumidor preocupado por el bienestar, la salud, el placer y la sostenibilidad, puede encontrar en nuestras tiendas físicas y on line un servicio personalizado y una oferta amplia de productos y servicios que contribuyen a su buena alimentación y son respetuosos con el entorno social y medioambiental.

¿Dan prioridad a aquellos proveedores que llevan a cabo políticas de sostenibilidad?
Las alianzas son clave para hacer realidad un desarrollo sostenible, como reza el ODS 17. Así, el 100% de nuestros proveedores firman el Código de Ética Comercial. Este código está basado en la Declaración Universal de los Derechos Humanos de 1948, los principios de la OIT (Organización Internacional del Trabajo), del Pacto Mundial de Naciones Unidas y los de la OCDE. El año pasado, además de los controles realizados a nivel internacional, desde España llevamos a cabo 313 auditorías sociales, siendo 147 de ellas a productores españoles.

¿En qué medida apuestan por los productos locales?
La apuesta por lo bueno, lo sano y lo local es un básico para nosotros. Prueba de ello es que a cierre 31 de diciembre contábamos con 1.240 proveedores locales (del entorno de nuestras tiendas) a los que realizamos compras por valor de 229 millones euros. En su gran mayoría estos productos son del sector primario, así como artesanales, y son básicamente de alimentación, que favorecen el vínculo con el cliente y la cultura y tradiciones locales, muy ligadas a la gastronomía.

“Destaca su programa con los Bancos de Alimentos por el que el año pasado donaron 154.000 kg en sus hipermercados

¿Han reducido el uso de plástico en esta sección?
Trabajamos para buscar soluciones realmente sostenibles al plástico de un solo uso. Ofrecemos solo bolsas reutilizables de plástico o de papel reciclado y procedente de bosques sostenibles, bolsas de malla para las frutas y verduras a granel, (que suponen más del 70% de nuestro surtido); y también estamos trabajando para facilitar que los clientes puedan traer sus envases. Hemos sustituido bandejas de plástico por otras de cartón compostable procedentes también de bosques sostenibles, incorporado soluciones como RPET, materiales a base de celulosa y llevado a cabo medidas para optimizar el reciclaje, como asegurar que el plástico utilizado sea fácilmente separable del resto y ayude a su segregación para posterior valorización, etc.

¿Qué políticas llevan a cabo para disminuir el desperdicio de alimentos?
De acuerdo con los ODS 2 y ODS 12 (Hambre Cero y Garantizar modalidades de consumo y producción sostenibles), trabajamos para reducir la pérdida y el desperdicio de alimentos. Para ello, pusimos en marcha en 2017 un plan estratégico.
Dicho plan contempla diversos ejes de trabajo, como la reducción de marca en las tiendas, la concienciación ciudadana y la donación de aquellos productos aptos para el consumo pero no para la venta. En este caso, la gestión se realiza en colaboración con los Bancos de Alimentos locales, tras la firma, en 2017, de un convenio a nivel nacional. El año anterior los hipermercados, supermercados y tiendas de proximidad donaron 154.000 kg de alimentos por valor de 412.000 euros.
En cualquier caso, se trabaja para valorizar los alimentos que no puedan ser donados y se hayan convertido en residuos, favoreciendo siempre la economía circular y participamos en campañas de concienciación ciudadana como la que ha puesto en marcha por AECOC.

¿Qué medidas están implementando para lograr una economía circular en sus supermercados?
En economía circular hemos dado pasos de gigante. Desde hace años trabajamos con el objetivo de conseguir Residuo Cero. Esto es una realidad ya en 25 centros (24 hipermercados y una plataforma logística) no sólo gracias a la tecnología, sino a la alianza con Saica Natur y a la implicación de todos los agentes. Estos 25 centros, como comentaba, han recuperado prácticamente el 100% de los residuos generados a través de procesos de valorización y tratamiento sin necesidad de recurrir a un vertedero. Este proyecto comenzó su andadura en 2013, dando sus primeros resultados en 2016, momento desde el cual más de 6.100 toneladas de residuos orgánicos no han sido enviadas a vertedero dándoles una segunda vida útil. Así avanzamos hacia la economía circular, consiguiendo que el cartón se convierta de nuevo en papel reciclado con el que fabricar nuevas cajas; el polietileno de baja densidad en granza que puede utilizarse en sus embalajes; los deshechos inertes en CSR para su posterior valorización energética, y la basura orgánica tanto en compost como en bioenergía.

¿Qué estrategias de sostenibilidad siguen en la construcción o renovación de sus tiendas?
En la compañía seguimos estándares de sostenibilidad para la construcción y renovación de nuestras tiendas. Sin ir más, lejos, el pasado ejercicio sólo en eficiencia energética realizamos una inversión de 1,85 millones de euros. Algunas de las medidas que se incorporan son instalación de LED, automatización de las instalaciones, controles remotos de monitorización de las instalaciones de frío y clima en supermercados, cambios en los equipos de climatización de oficinas y tiendas, así como en las centrales, incorporando, además, muebles cerrados para productos que precisan frío.
Además, contamos con un proyecto global ambicioso para reducir las emisiones de CO2, basándonos principalmente en la gestión sostenible de la energía, de residuos, las mejoras en el transporte, etc. Sin ir más lejos, desde julio de 2018 la energía consumida en los hipermercados, supermercados y tiendas de proximidad procede al 100% de fuentes renovables.

 

Política sostenible:
– 1.240 proveedores locales.
– Uso responsable de la energía, de los gases refrigerantes y del agua.
– Valorizar los residuos.
– Reducir el uso de plásticos de un solo uso y el desperdicio alimentario.
– Promover políticas enmarcadas en el respeto y cuidado del medio ambiente.

 

 

Etiquetas

Te puede interesar

Deja un comentario

Tu dirección de email no será publicada. Los campos requeridos están marcados con *