Escribe para buscar

Destacado

Las variedades híbridas de alcachofa toman relevancia en esta campaña

La alcachofa Blanca de Tudela ha sido por tradición la principal variedad de cultivo en España, sin embargo, en los últimos años, la superficie está creciendo con variedades híbridas en la búsqueda de nuevos consumidores y mercados.

Comparte

Nuestro país es el segundo productor de Europa de alcachofa por detrás de Italia y su comercialización siempre ha estado dirigido al mercado nacional principalmente con su variedad Blanca de Tudela. Sin embargo, se abre una nueva oportunidad de  de captar nuevos consumidores y mercados con las variedades híbridas que en los últimos años están tomando protagonismo en la producción española.

Antonio Galindo, presidente de la asociación Alcachofa de España, que representa al 80% del sector, sostiene al respecto: “Estas nuevas variedades híbridas no vienen a sustituir a la alcachofa Blanca de Tudela, sino a aumentar la producción con otra tipología que abre otros mercados de exportación y pueden ayudar a potenciar el consumo”.

Así lo confirman uno de sus principales productores, Campo de Lorca, donde la alcachofa ocupa la tercera posición en importancia tras el brócoli y la coliflor, y que se encuentra en plena época de siembra: “Efectivamente, las variedades híbridas están tomando protagonismo por su mayor conservación y por su excelente adaptación a campo”, declara Toñi Piernas, directora de comunicación de Campo de Lorca, quien recalca que, sin embargo, la Blanca de Tudela continúa siendo su variedad de base de tradición en España.

Se trata de variedades con una larga vida postcosecha idóneas, tanto para mercado nacional como para exportación, con una forma y presentación diferente, de diferentes calibres y con una excelente calidad. A nivel productivo y según confirma Roberto Ballester, International Sales Specialist de este cultivo en BASF Vegetable Seeds, la empresa líder de semillas de alcachofa en España y quien posee el catálogo de materiales híbridos que se está desarrollando, “son variedades rústicas, que salen adelante en suelos cansados o en zonas con agua de peor calidad gracias al fuerte sistema radicular que poseen”. Además, presentan un alto nivel de rendimiento por hectárea.

BASF Vegetable Seeds es por tanto la empresa que está introduciendo estas nuevas variedades híbridas en la producción española, entre las que destacan Ópera F1 (violeta de Provenza para Italia), Sambo F1 (pensada para rellenar de carne, más gruesas, destinada para el mercado francés) y las tipo Globosa como Green Queen F1, para el mercado tanto de exportación como nacional, “con buen llenado interno, grosor, vida postcosecha y una calidad espectacular”, declara Ballester.

“Son variedades de un calibre superior al que estamos acostumbrados en España, dirigido principalmente a exportación y que son más rentables para el agricultor por tener un porte más fuerte y ser apta para tierras cansadas, entre otros motivos”, explica Antonio Galindo, quien espera un buen desarrollo de la campaña que se iniciará en noviembre, recalcando el valor de la variedad Blanca de Tudela, consolidada en el mercado español por sus “excelentes propiedades organolépticas”.

Alcachofa en España:

  • 15.000 ha
  • 222.000 tn
  • Destino nacional sobre todo.
  • Principal variedad: Blanca de Tudela
  • Producción 365 días.
  • Principales zonas productoras: Levante (Comunidad valenciana y Región de Murcia), Tudela (Navarra) y Zafarraya (Granada).
Etiquetas

Te puede interesar

Deja un comentario

Tu dirección de email no será publicada. Los campos requeridos están marcados con *

Subscríbete a nuestra newsletter
Sé el primero en conocer las noticias diarias del sector hortofrutícola, directas a tu email
Suscríbete
Mantente informado, siempre puedes darte de baja.
close-link