Escribe para buscar

Empresa Mercados

Solicitan que también se proteja a la patata contra el veto ruso

La consejera de Agricultura de Castilla y León, Silvia Clemente, ha pedido que se incluya a la patata entre los alimentos protegidos contra los efectos del veto ruso a los productos agroalimentarios de la Unión Europea (UE).

Comparte

«La patata se puede ver afectada por el veto ruso», ha asegurado Clemente a la salida del Consejo Consultivo extraordinario celebrado hoy en el Ministerio de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente (Magrama) para analizar los efectos de las sanciones rusas y las medidas a impulsar dentro de la UE.

Clemente ha recordado que Castilla y León concentra el 30 % de producción española de patata, por lo que considera necesario que desde la Comisión Europea se incluya a este producto entre los alimentos «compensados e indemnizados».

Ha argumentado que el aumento de la producción europea unida a la sanciones rusas pueden provocar una caída de los precios.

Aunque no ha hablado con la ministra de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente, Isabel García Tejerina, sobre la cuantía de las compensaciones, ha asegurado que ésta se ha comprometido a estudiar la reclamación de Castilla y León, ya que todavía está abierta la posibilidad de incluir nuevos productos para que reciban una compensación.

Clemente ha señalado que algunos productos como el porcino o la propia patata ya se vieron afectados por anteriores vetos de Rusia, y que en 2013 las exportaciones a ese país disminuyeron hasta los 25 millones de euros, cuando la media de los años anteriores se situaba en los 75.

En la reunión de hoy, la consejera ha informado a la ministra de algunas de las medidas que está llevando a cabo la comunidad para combatir el veto, como incentivar la creación de un consorcio para la exportación de productos lácteos, porque éstos se pueden ver «indirectamente afectados» por la caída de los precios.

El objetivo es, ha indicado, dirigirse a otros mercados como Portugal, Francia, Alemania o Reino Unido, para así «afianzar e incrementar las exportaciones» a esos países y paliar los efectos de las sanciones.

Eso sí, Clemente ha admitido que «la afección del veto es relativamente pequeña», porque las exportaciones a Rusia están cifradas en unos 15 millones de euros, sobre un total de 1.500 millones.

Deja un comentario

Tu dirección de email no será publicada. Los campos requeridos están marcados con *