Escribe para buscar

Alimentación Empresa Frutas Hortalizas Mercados

Retroceso del consumo de frutas y hortalizas en los hogares

El consumo de fruta y hortalizas frescas en los hogares españoles en el primer cuatrimestre de 2014 ha retrocedido en un 4% en comparación con el mismo periodo de 2013, totalizando 2.693 millones de kilos, según los últimos datos actualizados del Panel de Consumo Alimentario del Ministerio de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente.

Comparte

Se ha producido un descenso del consumo tanto en hortalizas, como en fruta y patata. El consumo de hortalizas hasta abril de 2014 se ha situado en 937 millones de kilos, un 3% menos que en el mismo periodo de 2013, descendiendo las principales hortalizas consumidas en los hogares como tomate, con 178 millones de kilos (-5%) o cebolla con 109 m millones de kilos (-5,6%).

El consumo de frutas en los hogares también ha descendido un 4,2%, totalizando 1.416 millones de kilos, destacando el retroceso en naranja con 439 millones de kilos (-10,3%) y manzana con 192 millones de kilos (-4,2%), mientras que el consumo de plátano se ha estabilizado con 20 millones de kilos (+0,8%).

En cuanto a la patata, el consumo se ha situado en 341 millones de kilos (-5%).

El gasto en los hogares en el primer cuatrimestre también se ha reducido en un 6,7%, totalizando 3.547 millones de euros. El gasto de los hogares españoles en hortalizas se ha reducido en un 4,8%, totalizando 1.496 millones de euros; el gasto en frutas ha caído un 7,8%, con 1.816 millones de euros y en patata se ha reducido en un 10% descendiendo a 235 millones de euros.

El consumo de frutas y hortalizas per cápita, hasta abril de este año, es de 188,9 kilos por persona y año, de los que 102,7 kilos corresponden a frutas, 63,2 kilos corresponden a hortalizas y 22,89 kilos corresponden a patata, según los datos del Panel de Consumo Alimentario del Ministerio de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente hechos públicos esta semana. Estas cifras contienen un ajuste de los datos de 2013 y de 2014, como consecuencia del cambio producido por el nuevo censo publicado por el I.N.E en diciembre de 2013.

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de email no será publicada. Los campos requeridos están marcados con *