Escribe para buscar

Economy

“Hemos creado un comité de gestión de la crisis que se reúne a diario” Joan Mir, Anecoop

Los ERTE se multiplican en muchas áreas de actividad, pero el sector alimentario y de productos básicos para el hogar no puede parar. Así desafían al coronavirus.

Comparte

Con oficinas centrales en Valencia, Anecoop es una de las empresas españolas que están aguantando el pulso al coronavirus y tirando del carro de una actividad económica camino del desplome como consecuencia de las drásticas medias de aislamiento decretadas por el Gobierno para frenar la propagación de la enfermedad. La orden de confinamiento ha abocado a la suspensión de actividad de miles de compañías, pymes y autónomos. Los servicios de Trabajo están recibiendo una avalancha de solicitudes de expedientes de regulación temporal de empleo. Muchos han parado, pero los productores alimentarios y los básicos para el hogar o de suministros básicos no pueden permitírselo.

En Anecoop han cambiado algunas cosas estos días. Aquí, el ‘confinamiento’ consiste en sacar adelante el trabajo, garantizar los suministros a los clientes españoles y europeos, responder a los picos de demanda y proteger la salud del equipo humano. “Hemos creado un comité de gestión de la crisis que se reúne a diario para hacer un seguimiento de las distintas actuaciones y hemos implementado las medidas sanitarias necesarias en todas nuestras instalaciones para garantizar la seguridad de los empleados”, explica el director general Joan Mir.

La maquinaria, en pleno frenesí de acopio de unos consumidores alarmados por la crisis, no para. 25.000 agricultores de la Comunidad Valenciana, Andalucía, Murcia, Castilla y León, Castilla-La Mancha y Cataluña integrados en 71 cooperativas de primer grado y empresas productoras están detrás para sostener la provisión de producto en un escenario inédito. “Hemos distribuido a la plantilla en grupos críticos de trabajo, tanto desde casa como desde las diferentes oficinas del grupo. Dentro de las dificultades propias del momento, estamos realizando el máximo esfuerzo para garantizar el servicio a nuestros clientes. Lógicamente, la demanda se ha incrementado y en estos momentos estamos pendientes de cómo afectarán las lluvias que se están produciendo en muchos lugares de España en la recolección, pero el abastecimiento actualmente está garantizado”, inste Mir para contrarrestar la imagen de estantes vacíos que estos días ha corrido como la pólvora. “Nuestros socios están operativos y con los almacenes en funcionamiento, lo que nos está permitiendo gestionar todos los envíos”.

GAC: ensaladas a tutiplén

Las siete plantas de ensaladas, la de alimentación infantil y la de procesado agrícola de Grupo Alimentario Citrus tampoco han parado. Proveedor de Mercadona, Consum y otras superficies europeas con 2.500 empleados en plantilla, la semana pasada sufrió picos importantes de demanda de sus clientes, desbordados por la avalancha de consumidores en el súper. “Los picos de producción se han cubierto con turnos extra. A lo largo de esta semana observamos que los picos de demanda se están estabilizando”.

Citrus asegura estar preparado para responder a nuevos picos de demanda. “Trabajamos estrechamente con nuestros proveedores y clientes para seguir asegurando el suministro de manera ágil y eficaz. Hasta el momento no ha habido ninguna incidencia y se están sirviendo los pedidos con normalidad”.

Combinar capacidad productiva y seguridad de las plantillas se ha convertido en otro reto para este tipo de compañías, que ya están sometidas a importantes controles sanitarios. “Somos un sector ya de por sí con estándares muy elevados de higiene, aun así, hemos incrementado en todas nuestras plantas —nacionales e internacionales— las medidas de seguridad de nuestros trabajadores e instalaciones. Se han definido protocolos internos específicos de actuación para cada centro de trabajo. Entre otras, se han aplicado algunas nuevas medidas preventivas como la distancia entre personas en el puesto de trabajo o la entrada y salida escalonada del personal, en cada turno o pausa”. Además, se ha proporcionado gel desinfectante a la plantilla.

Fuente: El Confidencial

Deja un comentario

Tu dirección de email no será publicada. Los campos requeridos están marcados con *