Escribe para buscar

Crisis del Coronavirus

La aplicación de las medidas de movilidad, un nuevo sobrecoste para el sector

El número de autobuses o minibuses para trasladar a los empleados a las fincas se multiplica y, con él, el gasto que deben asumir las empresas, cuya productividad en los almacenes es menor debido a la distancia de seguridad que aplican, que reduce los empleados por turno.

Comparte
movilidad

Las actuales medidas de movilidad impuestas por el Gobierno como fórmula de contención del coronovirus no sólo están provocando el absentismo de empleados en campo y almacén, sino que también suponen un nuevo sobrecoste a la actividad hortofrutícola, que viene a sumarse a otros como el encarecimiento del transporte internacional. Pero no solo eso, en almacén, y para respetar la distancia de seguridad, el número de personas se reduce, y con él la productividad, y las empresas se ven obligadas a aumentar los turnos de trabajo.

De momento, y en lo que respecta a la normativa de movilidad, limita, por ejemplo, a un tercio de su capacidad la ocupación de autobuses y minibuses, fundamentales para el traslado de trabajadores a las fincas en la Región de Murcia. De este modo, “se multiplican exponencialmente el número de vehículos y, por tanto, el coste”, afirma en declaraciones a la revista MERCADOS Fernando P. Gómez, director general de Proexport, quien pide medidas por parte del Gobierno para mitigar esta situación: “Lo ideal sería que aprobaran ayudas para el transporte de trabajadores, de lo contrario, tendremos que repercutir este sobrecoste en el precio del producto”.

Este es un problema añadido al absentismo que sufren empresas del sector hortofrutícola como consecuencia de las medidas de movilidad que, por ejemplo, en zonas como la Vega del Guadalquivir han provocado que hasta el 50% de los trabajadores de campo y almacén se ausenten de sus puestos.

En la Región de Murcia, y como comenta el responsable de Proexport, las cifras no son aún tan elevadas, “estaremos en torno al 10% en almacén y el 5% en campo”, debido, entre otras cosas, al día festivo de ayer jueves, 19 de marzo, y el puente que para muchos supone el día de hoy. “Este absentismo se explica, sobre todo, por las medidas de confinamiento y el miedo de los empleados”, explica Gómez, quien añade que la única forma de combatir ese miedo es “extremando las medidas de prevención en los centros de trabajo”.

“Tenemos que proteger a los trabajadores”, insiste y agradece el esfuerzo de todo el sector hortofrutícola de Murcia, que continúa trabajando para que no falte producto, ya que, “ante una posible situación de desabastecimiento, volvería el pánico entre los consumidores”.

Donde, de momento, los índices de absentismo son más elevados es la provincia de Almería, otra de las principales zonas productoras del país en estos momentos. Desde Coexphal lo cifran entre un 20% y un 40% y lo achacan, sobre todo, al miedo y a la confusión generada tras la entrada en vigor de la norma.

“Los alimentos no se crían con el teletrabajo”, insisten y recuerdan que “el uso de medios privados de desplazamiento es imprescindible” para el sector, más aún en situaciones excepcionales como la actual. Por todo ello, consideran “imprescindible autorizar que varias personas puedan desplazarse en el mismo vehículo” y afirman que el sector necesita que “se autorice claramente que tres personas o la mitad más uno de la capacidad del vehículo puedan desplazarse a sus puestos de trabajo”.

Y es que, en Almería, diariamente, se desplazan unas 120.000 personas a partir de las 6 de la mañana a sus puestos de trabajo, muchos de ellos en zonas de producción dispersas en el área extraurbana de diseminados y pequeños núcleos sin medios de transporte público.

La producción de fruta de hueso catalana, en riesgo
También Afrucat alertó ayer del “riesgo” que corría la producción de fruta de hueso catalana de mantenerse las restricciones de movilidad laboral derivadas del Decreto de Estado de Alarma. Para su presidente, Francesc Torres,  “la limitación de sólo una persona por utilitario es muy perjudicial para nuestro sector y hace inviable nuestra actividad por la imposibilidad de acceder al puesto de trabajo”.

Asimismo, añadió que se están haciendo diferentes interpretaciones parciales y diferentes de la norma en otras zonas del Estado y pidió una intermediación a los representantes territoriales de las distintas administraciones con el fin de llegar a un consenso entre los responsables de Agricultura, Sanidad y Transportes para poder emitir una interpretación uniforme.

La propuesta de Afrucat pasa por dotar de un certificado de empresa a aquellas personas que se desplazan al lugar de trabajo en el ámbito agroalimentario para que los coches particulares puedan llevar a 2 personas y que, en el resto de vehículos, furgonetas o minibuses, se respete 1/3 de la capacidad.

Etiquetas

Te puede interesar

Deja un comentario

Tu dirección de email no será publicada. Los campos requeridos están marcados con *

Subscríbete a nuestra newsletter
Sé el primero en conocer las noticias diarias del sector hortofrutícola, directas a tu email
Suscríbete
Mantente informado, siempre puedes darte de baja.
close-link