Escribe para buscar

Frutas

Una nueva especie de trips africano amenaza el cultivo de arándano onubense

Se trata del Scirtothrips aurantii, que fue localizado en fincas centinela en el mes de octubre y cada vez se extiende más, afectando a las producciones frutícolas de Huelva.

Comparte
arándano plaga Huelva

La aparición de una nueva plaga en la provincia de Huelva ha puesto en alerta a los productores de frutos rojos en general y a los de arándano en particular. Se trata del Scirtothrips aurantii, que fue localizado en fincas centinela en el mes de octubre; desde entonces, la Junta de Andalucía dio la voz de alerta a los técnicos. Lo cierto es que cada vez se extiende más, afectando a las producciones frutícolas de la provincia de Huelva.

Se trata de una plaga que procede de los continentes africano y australiano, y que desde el pasado otoño está presente en Huelva. En principio se pensó que la plaga tenía cierta similitud con la presencia de un trips que se recordaba hacía varías décadas, sin embargo a estas alturas, algunos técnicos están convencidos de que esta especie no se ha visto nunca en la provincia de Huelva.

El presidente de la delegación de Huelva del Colegio de Ingerieros Técnicos Agrícolas de Andalucía Occidental, Coitand, Julio Volante explica que “se trata de una plaga nueva y, aunque en Huelva ya nos hemos enfrentado a otras de trips, como el Scirtothips mangifarae, sobre ésta en concreto desconocemos su comportamiento, pensábamos que el frío le afectaría, pero las bajas temperaturas la han parado menos de lo que preveíamos”. Este añade que es una plaga de fácil dispersión: “Durante lo que llevamos de invierno ha demostrado una actividad inaudita para lo que se solemos ver”, subraya Volante.

A lo que se suma el hecho de que el cultivo de arándano cuenta con pocas herramientas autorizadas para hacer frente a plagas, de hecho, es una de las reivindicaciones que manifiestan los técnicos agrícolas siempre que tienen oportunidad. Lo que está por ver es el comportamiento que puedan tener los depredadores autóctonos, “es algo a lo que estaremos atentos porque pueden prestar una gran ayuda”, comenta el presidente de los ingenieros técnicos agrícolas.

Este trip S.aurantii ataca los brotes jóvenes e incluso a los brotes florales, lo que resta vigor a la planta y afecta directamente a su desarrollo, esto se traduce en una reducción en la producción, además de los daños que pueda causar en los frutos, que aunque estén sanos se tendrán que retirar de la venta en fresco, según explica Julio Volante. Además con la planta de arándano en producción ya no está autorizado usar productos.

Las variedades tempranas de arándano están empezando a entrar en producción en estos momentos, a partir de aquí la campaña seguirá avanzando hasta llegar muy pronto a la plena producción. La campaña de arándano de Huelva llega hasta el mes de junio con las variedades tardías. Esto hace que en estos momentos entremos en una etapa de máximo riesgo, hasta ahora el desarrollo vegetativo de las plantas estaba bajo mínimos por el frío, pero los días más cálidos provocarán el desarrollo de las plantas, su floración y posterior producción de frutos.

Entre los frutos rojos, el arándano tiene el problema añadido de que la planta permanece, frente a la fresa que se replanta en cada campaña o la frambuesa que no se replanta cada campaña pero que su permanencia en producción es menor.

La primera producción de frutos rojos que ya ha atacado el Scirtothrips aurantii en Huelva ha sido la de frambuesa, durante los primeros meses del año, cuando las variedades remontantes están en plena producción y cuya campaña acaba de terminar. Volante explica que se han detectado daños pero la presencia de la plaga se ha podido controlar si ha coincidido con un ataque de araña. Este cultivo tiene más autorizaciones que el arándano para controlar plagas.

Sobre los daños que puede ocasionar en fresa, cuya campaña ha empezado hace mes y medio con las variedades tempranas, Volante considera que habrá que estar en alerta pero subraya que este cultivo cuenta con un abanico más amplio que se pueden utilizar para hacer frente a plagas.

Uno de los problemas que se genera a la fresa en relación con la desinfección de suelo es que el Ministerio cada vez limita más los desinfectantes más utilizados en la zona como la cloropicrina y el dicloropropeno. Las autorizaciones excepcionales de estas sustancias se va a limitar a años alternos, “se reducen cada vez más las herramientas que son de uso general con las consecuencias que ello tiene para una desinfección adecuada del suelo que aporta la materia activa”, ha apuntado Volante.

 

Fuente: Agrodiario Huelva

Etiquetas

Te puede interesar

Deja un comentario

Tu dirección de email no será publicada. Los campos requeridos están marcados con *

Subscríbete a nuestra newsletter
Sé el primero en conocer las noticias diarias del sector hortofrutícola, directas a tu email
Suscríbete
Mantente informado, siempre puedes darte de baja.
close-link