Escribe para buscar

Mercados

Smurfit Kappa apuesta por la inserción sociolaboral de mujeres en situación de vulnerabilidad

Mejorar la empleabilidad, fomentar la integración socio-laboral de colectivos en riesgo de exclusión y cerrar la brecha de género en un sector tradicionalmente masculinizado como es la industria del papel y el embalaje son los objetivos clave del ‘Proyecto de Mejora de Empleabilidad para la Igualdad’.

Comparte

Una iniciativa puesta en marcha en 2020 en Córdoba por Cruz Roja, EULEN Flexiplán y Smurfit Kappa, que inicia este 2022 su 3ª edición para seguir ofreciendo oportunidades laborales a mujeres de todo el país. Entrevistamos, con motivo del Día Internacional de la Mujer, a Juan José Medina, director de RRHH de Smurfit Kappa España, Portugal y Marruecos.

Estáis en la III Edición del ‘Proyecto de Mejora de Empleabilidad para la Igualdad’. ¿Cómo se inició y cuáles son los objetivos que os habéis marcado en estos años?

Este proyecto comenzó en nuestra planta de Córdoba en el año 2020, en nuestro programa de inclusión e igualdad y lo pusimos en marcha con Cruz Roja y Eulen Flexiplan, a través de un curso específico de operadores de fábrica. La idea es facilitar a las mujeres de diferentes perfiles poder acceder al mundo laboral y facilitarles esa integración. Este programa sirve además para fomentar la inserción laboral en un mundo industrial, tradicionalmente masculinizado, como es el nuestro de embalajes de cartón ondulado. También nos ha permitido intentar cerrar lo máximo posible la brecha de género en el sector y, sobre todo, en puestos del área de producción. Como bien dices, es la tercera edición y nuestro objetivo en estos tres años es seguir avanzando de forma firme hacia una igualdad más efectiva y real entre hombres y mujeres en la industria y que culturalmente se puedan ir destruyendo esas barreras masculinizadas que existen en los sectores productivos, además de buscar la inserción laboral de todas las mujeres que necesitan empleo, que tienen poca experiencia en el mercado laboral y con diferentes dificultades y problemáticas sociales.

En este sentido, las empresas y, concretamente, Smurfit Kappa está comprometida en cambiar esta tendencia, y por ello, nuestro programa y nuestra Política del Plan de Igualdad va en esta línea.

¿De dónde surge el proyecto?

Tanto con Cruz Roja como con Eulen Flexiplan trabajábamos de forma independiente en diferentes centros de trabajo. En Córdoba en el 2020 el proyecto surgió a través de Cruz Roja y nos invitó a participar y, junto con Eulen Flexiplan, lo pusimos en marcha entre los tres. Cruz Roja llevó a cabo la selección de las personas, Eulen Flexiplan la formación teórica y nosotros la formación práctica y la posibilidad de acceder a oportunidades de empleo.

¿Qué perfil u opción de trabajo ofrecéis?

La mayoría de las mujeres que vienen de este programa vienen del Plan de Empleo de Cruz Roja. En lo que más nos fijamos es en la actitud y ganas de trabajar, de aprender y aportar grandes cosas a nivel personal y profesional. Nos sentimos muy orgullosos de tenerlas con nosotros. Hay un proceso de selección, luego pasarán a una formación teórica de 50 horas.

En estas dos ediciones hemos formado a 161 mujeres, se han empleado a 63 en diferentes procesos y, hoy por hoy, seguimos contando con ellas.

Facilitamos esa mejora de empleabilidad para estas mujeres porque muchas no tienen la oportunidad de acceder a formación ni a un trabajo. Y con este programa le damos una oportunidad. Van desarrollando confianza y aptitud para un área tan masculinizada como es la industria pesada y puedan tener ese background y poco a poco podemos ir incorporándolas a nuestro negocio.

Danos un ejemplo de una de ellas.

Desde 2020 en Córdoba tenemos una mujer que empezó con este programa como ayudante de máquina, ya se está formando como maquinista principal y esperamos que ya pueda ejercer el puesto. Llevamos dos años trabajando con ella y para ella ha sido un cambio espectacular por su situación personal. Puede ganar en confianza con la independencia que le ofrece un trabajo como este. Es un orgullo tenerla y también lo es este tipo de programas. Con estas iniciativas conseguimos poco a poco cambiar el futuro de estas mujeres. Es un pequeño granito de arena.

Este programa está incorporado en uno general que es Everyone de inclusión, diversidad, igualdad y animamos a todos nuestros trabajadores a que participen. Tenemos cinco comunidades identificadas, una de género, otra de edad y familia, otra de colectivos LGTBi, religión y discapacidad. Estamos fomentando una campaña de sensibilización y comunicación en todos los ámbitos y ponemos en marcha las iniciativas que podemos. Todos tenemos algo que aportar. Desde nuestra compañía se contribuye con estas estrategias a la disminución de la desigualdad y el desarrollo de la sociedad.

¿Tenéis en la empresa Planes de Igualdad?

Estamos trabajando en ellos, tenemos diferentes sociedades, y diseñamos todo lo que son los Planes de Igualdad, todas las medidas adecuadas para intentar ser cada vez más inclusivos, no solo desde el punto de vista de género, sino también de otros colectivos para que no haya ningún tipo de discriminación a nivel laboral. En la actualidad, somos un 82% de hombres y 18% de mujeres. Nos queda mucho por hacer.

Hay que entender que el proceso productivo es complicado y tradicionalmente ha sido con carga física y no era un trabajo muy atractivo. Pero eso se ha ido eliminando con nuestro proceso de automatización. No se cambia de un día para otro, pero al menos intentamos trabajar en no poner barreras.

 

 

Etiquetas

Te puede interesar

Deja un comentario

Tu dirección de email no será publicada. Los campos requeridos están marcados con *

Subscríbete a nuestra newsletter
Sé el primero en conocer las noticias diarias del sector hortofrutícola, directas a tu email
Suscríbete
Mantente informado, siempre puedes darte de baja.
close-link