Escribe para buscar

Aqualife: soluciones para la industria hortofrutícola

Los sistemas Aqualife de control de humedad se han impuesto en el retail como factor fundamental para la conservación de frutas y hortalizas, pero sus soluciones no se limitan a la distribución, sino que llegan a toda la industria hortofrutícola.

Comparte

La nebulización consiste en la difusión de agua en forma de microgotas al ambiente con el objetivo de aportar humedad al entorno de forma controlada. En el caso del sector hortofrutícola, puede ser utilizada en cámaras de conservación, de enraizamiento, en aplicaciones a medidas en procesos industriales, e incluso, en invernaderos.
Sus beneficios son múltiples, según su aplicación; así, por ejemplo, en el caso concreto de las cámaras de conservación de frutas y hortalizas, ayuda a reducir las mermas de producto hasta en un 50%, además de mantener su calidad y propiedades organolépticas durante más tiempo.
Los sistemas Aqualife de control de humedad han demostrado su eficacia y se han impuesto en el retail como factor fundamental de conservación, potenciando las ventas de frescos, incluidas frutas y verduras, y sobre todo aumentando la vida útil del producto tanto expuesto como almacenado en cámaras. Pero su aplicación va más allá de la distribución, y se proyecta mediante variadas soluciones y desarrollos de tecnología para ofrecer soluciones a la toda industria hortofrutícola.
Entre sus nuevos proyectos, destacan las cámaras de enraizamiento de plántulas. Al inicio de su desarrollo, todas ellas son muy susceptibles a los cambios bruscos de humedad, de modo que, hasta que enraizan, requieren de un proceso de aclimatización en el que la humedad ambiente debe ser muy alta y bajar progresivamente durante unas semanas, hasta que el esqueje haya echado sus raíces correctamente. De lo contrario, las pérdidas pueden llegar hasta el 90%.
Proyectos a medida
En Aqualife trabajan codo a codo con sus clientes para, primero, conocer sus necesidades y, posteriormente, desarrollar un sistema que responda a todas sus demandas. Por ello, y cada vez que inician un proyecto, el punto de partida es establecer un objetivo, analizar sus características y conocer los requerimientos básicos de la instalación.
Después de esta primera toma de contacto, que bien podría ser por teléfono o email, se establece una visita por parte del ingeniero comercial a las instalaciones. Una vez recopilada toda la información necesaria, se procede a la redacción del proyecto.

Los equipos Aqualife son los más seguros, fiables y modernos del mercado nacional

Cuando el proyecto ya ha concluido, Aqualife realiza un seguimiento de la instalación y reconfigura todos los parámetros necesarios. Asimismo, presta un servicio técnico postventa que da soporte 24 horas.
“Los equipos Aqualife son los más seguros, fiables y modernos del mercado nacional”, afirma Josep Bardés, responsable de prospección de nuevos mercados y encargado de los nuevos proyectos para la industria, quien detalla que esto es así porque “cuentan con varios sistemas de desinfección continua que aseguran en todo momento la calidad del agua con la que trabajan”. Además, el software de todos sus equipos incorpora desinfecciones periódicas automáticas que blindan las instalaciones.
Aqualife cuenta, asimismo, con un nuevo sistema de gestión remota de última generación, AqualifeGS®, que permite a los técnicos de la empresa evaluar a distancia el estado de los nebulizadores, modificar parámetros de funcionamiento, e incluso solventar posibles errores a distancia, sin necesidad de desplazamientos u operaciones complejas. Además, permite monitorizar los equipos de manera inteligente por parte del cliente.

Etiquetas

Te puede interesar

Deja un comentario

Tu dirección de email no será publicada. Los campos requeridos están marcados con *

Subscríbete a nuestra newsletter
Sé el primero en conocer las noticias diarias del sector hortofrutícola, directas a tu email
Suscríbete
Mantente informado, siempre puedes darte de baja.
close-link