Escribe para buscar

Empresa Frutas Hortalizas Sin categorizar

Rebaja de los módulos de IRPF para los agricultores

Las organizaciones agrarias y cooperativas hacen una valoración de esta medida, que se aplicará sobre el año fiscal 2017.

Comparte
IRPF

El sector agrario ha valorado la reducción de módulos que beneficiará a los agricultores y ganaderos en la declaración de la renta que presentarán durante las próximas semanas, aunque en algunos territorios las consideran insuficientes.

En concreto, el Boletín Oficial del Estado (BOE) ha publicado la Orden que reduce para el período impositivo 2017 los índices de rendimiento neto aplicables en el método de estimación objetiva para las actividades agrícolas afectadas por circunstancias excepcionales, especialmente la sequía; y que permitirá una rebaja de la base imponible de 580 millones.

Desde el Departamento Jurídico y Seguros de Cooperativas Agro-alimentarias, el técnico Jesús Gustrán ha realizado una lectura “tremendamente positiva” de esta medida, que viene a recoger las demandas del sector agrario para responder a un 2017 “catastrófico” por sequía, heladas o pedriscos; el segundo con mayor siniestralidad después del 2012.

Gustrán ha referido que el sector primario había reclamado en las reuniones que ha mantenido hasta la fecha con el Gobierno que se aplicara “una discriminación positiva” para el campo mediante una reducción impositiva a los agricultores y ganaderos a tenor de las circunstancias excepcionales que sufrieron durante 2017.

Asimismo, ha apuntado que los ministerios de Agricultura y de Hacienda suelen ser “sensibles” cada año para incluir nuevas zonas próximamente si detectan “desajustes” o áreas no atendidas.

El director de Asuntos Fiscales de Asaja, Juan José Álvarez, ha valorado las reducciones de módulos que recoge la Orden para diferentes sectores agrícolas y ganaderos y felicita al Gobierno por sacarla pronto, al inicio de la campaña del IRPF.

En líneas generales, Álvarez ha destacado que la decisión responde a las peticiones que Asaja ha venido realizando en las distintas mesas de interlocución con los ministerios de Agricultura y de Hacienda para compensar al sector por la sequía y otras adversidades.

En los próximos días, esta organización agraria estudiará al detalle las producciones y términos municipales beneficiados, por si entienden que deban solicitar al Ejecutivo la inclusión de nuevas producciones o áreas en una futura Orden de corrección de errores u otra adicional, como se ha ocurrido en ejercicios anteriores.

Desde UPA, por su parte, se considera igualmente positiva la reducción de módulos, “que responde a la petición que había realizado la organización”.

“La sequía que tanto ha afectado a muchas producciones, así como las heladas tardías en abril del pasado año, hicieron que muchas explotaciones hayan tenido una campaña desastrosa y esa realidad debe tener reflejo en la fiscalidad que se les aplica”, han explicado fuentes de esta organización agraria.

No obstante, han puntualizado que, a falta de analizar todos los sectores y territorios, sí se observa “que hay producciones que no están recogidas, como por ejemplo el albaricoque en la zona de Murcia”, por lo que prevén remitir al Ministerio “un informe detallado con las producciones y zonas que se han quedado fuera, para que sean tenidas en cuenta en la reducción del IRPF”.

Por contra, el coordinador de los Servicios técnicos de COAG Andalucía, Ignacio Barrero, ha asegurado que la Orden adopta una serie de medidas “bastante arbitrarias” y “puntuales” para ciertos productos y zonas que no atiende las necesidades del sector para hacer frente a circunstancias meteorológicas “tan extraordinarias”.

“El año pasado fue climatológicamente desastroso”, según Barrero, con una sequía prolongada que agravó el estrés hídrico acumulado de años anteriores, lluvias que cuando llegaron ocasionaron daños y altas temperaturas que hicieron proliferar diferentes virosis.

Ha indicado, por ejemplo, que el Ejecutivo promueve la reducción de módulos para el olivar de la provincia de Jaén y algunos municipios de Sevilla, pero “deja fuera sin justificación” a los territorios de Córdoba o Granada, igualmente afectados por adversa climatología.

También quedan excluidos -ha denunciado- buena parte de los productos hortícolas andaluces pese a que sufrieron la meteorología adversa que provocó la aparición de virus y el descenso de producción en las zonas productoras, especialmente Almería y Granada.

El Gobierno reduce el IRPF a los productores de cereales, leguminosas, patata, fruta de hueso, bovino de leche y ganadería extensiva para todo el territorio nacional, a lo que se suman diferentes sectores que varían en función del territorio.

Los efectos de otras adversidades,como la ola de frío de enero, los episodios de calor extremo que se sucedieron en verano y los de precipitaciones intensas también se ven reflejados en la propuesta de reducción de módulos para aquellos municipios donde estos fenómenos ha tenido incidencia, de acuerdo con el Ministerio de Agricultura y Pesca, Alimentación y Medio Ambiente.

Etiquetas

Te puede interesar

Deja un comentario

Tu dirección de email no será publicada. Los campos requeridos están marcados con *

Subscríbete a nuestra newsletter
Sé el primero en conocer las noticias diarias del sector hortofrutícola, directas a tu email
Suscríbete
Mantente informado, siempre puedes darte de baja.
close-link