Escribe para buscar

Maduración óptima y frutos con mejores propiedades organolépticas

El nuevo fertilizante YaraVita™ STAR K es un aporte extra de potasio que fortalece la planta y le aporta más grados Brix al fruto, dos factores fundamentales para melón y sandía.

Comparte

Mantener a raya plagas y enfermedades es de vital importancia para el correcto desarrollo de un cultivo. En el caso del melón, uno de los principales quebraderos de cabeza para los agricultores es el virus New Delhi, que provoca la destrucción de las cosechas a través de un insecto vector, la mosca blanca. Aunque de momento no hay un producto específico contra el virus, existen mecanismos para prevenir su acción, como el uso de trampas e insectos auxiliares, y productos que nutren y fortalecen la planta permitiendo un mejor comportamiento de la misma cuando se produce cualquier incidencia.

Yara ha lanzado recientemente YaraVita™ STAR K, un nuevo fertilizante desarrollado por el departamento internacional de I+D+i e ideado pensando en el mercado español. Especialmente indicado para melón y sandía (sirve para cultivos hortícolas de invernadero y a aire libre, frutales, cítricos y viña), tiene un alto contenido en potasio (34,3%), un complemento esencial en la fase de maduración, ya que favorece el buen desarrollo de la planta fortaleciéndola frente al ataque de enfermedades y mejorando su resistencia frente a situaciones adversas como los episodios de estrés hídrico. Además, concentra los días de recolección y hace que la maduración sea más uniforme y homogénea, e incluso la adelanta hasta una semana, algo muy importante en cultivos como el melón, ya que permite al productor anticiparse a la competencia de otros mercados. Otro beneficio importante derivado del uso de este fertilizante es la mejora de las propiedades organolépticas, ya que el potasio es fundamental en la producción y transporte de azúcares en la planta desde la hoja al fruto, y su acción provoca el incremento del grado de azúcar (grados Brix). Este último aspecto es muy valorado por la comercialización, y cabe destacar que, además de esta mejora de sabor, YaraVita™ STAR K ayuda también a alargar la vida post cosecha de los frutos de los cuales aumenta su peso y calibre.

La aplicación de YaraVita™ STAR K puede realizarse mediante fertirrigación en riego localizado (es hidrosoluble), micro aspersión e hidroponía, así como por vía foliar en frutales y cítricos y algunos cultivos hortícolas. Desde Yara señalan que su aplicación no interfiere en el plan de abonado utilizado habitualmente, por lo que la convierte en el complemento perfecto para asegurar una buena cosecha.

VIRGINIA HERNÁNDEZ

Deja un comentario

Tu dirección de email no será publicada. Los campos requeridos están marcados con *