Escribe para buscar

Hortalizas

Planasa renueva su portfolio de espárrago con tres nuevas variedades

Entrevista a Manuel Garcés, jefe de Producto de Espárrago de Planasa.

Comparte
Planasa espárrago

La mecanización en la recolección es una alternativa para reducir costes, ¿están trabajando en esa línea?
Sí, claramente es uno de los factores que tenemos en cuenta en nuestro programa de mejora, porque el sector se va tecnificando y se mueve hacia esos derroteros. Grosso modo, podemos decir que los costes de recolección son uno de los parámetros fundamentales en nuestro programa de mejora, junto con la productividad y la calidad de la punta.

En cualquier caso, trataremos de ir de manera paralela al desarrollo tecnológico para intentar aunar las características de mecanizado con las de recolección de nuestras nuevas variedades.

El adelanto de la campaña es un reto, ¿cómo contribuyen a que sea una realidad?
Las variedades de producción temprana ayudan a los agricultores a comenzar antes la campaña. Precisamente los materiales insignia de Planasa, Placosesp, Darlise y, poco a poco, Darvador, son la referencia en cuanto a producción precoz. Darvador ha supuesto un punto de inflexión por ser nuestra primera variedad de genética 100% macho, aportando uniformidad y homogeneidad en la cosecha. Y, reforzando nuestra apuesta por esta genética precoz, próximamente estará disponible nuestra variedad Darzán. Aportará, además de esa precocidad, una elevada productividad combinada con la gran calidad de su punta, mezcla que esperamos se convierta en todo un éxito en los mercados de producción precoz y de estación.

¿Qué línea de investigación están desarrollando para adaptarse a las demandas actuales?
En el programa de breeding de espárrago tenemos en marcha distintas líneas de investigación encaminadas no solo a la productividad, sino a otros parámetros que también se valoran como la precocidad, la uniformidad, costes de cultivo y recolección, calidad de punta, sabor, apariencia visual…. Durante el proceso de selección evaluamos todos estos parámetros con un objetivo común e intrínseco en la filosofía de negocio de Planasa: mejorar la rentabilidad y la competitividad del agricultor desarrollando variedades que se ajusten a sus necesidades y que a la vez respondan a las demandas del consumidor final. Lo intentamos conseguir, por un lado, desarrollando variedades que les permitan reducir los costes de cultivo, por ejemplo, por facilidad y velocidad de recolección; y, por otro, obteniendo variedades para producir en las ventanas con mayor precio.

Durante los últimos años venimos hablando de una inminente renovación de todo nuestro catálogo varietal, ya que contamos con una importante cantidad de selecciones avanzadas en las últimas fases de desarrollo.

Invitamos a los agricultores a visitar nuestro campo de ensayo con las nuevas variedades

¿Cuáles son sus novedades para esta campaña?
Tres variedades están en la rampa de salida, todas con genética 100% macho, pero cada una de ellas muy enfocada a un mercado distinto y con posicionamientos claramente diferenciados:

Darzán. Busca posicionarse como la referencia en el segmento de la precocidad. El fruto es de calibre medio (entre 16-20 mm de media), muy buena productividad, excelente calidad de punta y un aspecto visual muy atractivo, combinado con una larga vida útil. Se trata de una variedad con una clara doble aptitud, blanco y verde. Tiene una apariencia atractiva y homogénea, muy buen sabor y una gran vida útil. Su planta es vigorosa y rústica, con gran resistencia a enfermedades y plagas.

Darkong. Se trata del complemento perfecto a las variedades tempranas que buscan continuar y alargar el ciclo de producción. El fruto tiene un calibre grande (>20 mm) y una calidad excepcional, con piel y carne muy tiernas, que generan un sabor muy agradable para el consumidor. Aunque admite la doble aptitud, se trata de una variedad enfocada mayormente a la producción en blanco. Su planta también tiene un alto vigor, otorgándole gran resistencia general.

Darius. Es una variedad tardía, ideal para terminar la campaña por su producción y su ramificación tardía. Su fruto es de calibre medio (16-20 mm), tiene muy buena calidad de turión y es apto para producción en verde y en blanco.

Estas variedades llevan varios años en fase de prueba y, en España, se pueden visitar en el campo de ensayos que plantamos en 2019 en Granada. Hemos podido comprobar in situ su potencial y es allí donde queremos mostrarlas a nuestros clientes de manera cercana y transparente en los próximos meses, por lo que aprovechamos la ocasión para invitar a todos a visitar este campo y conocer nuestras novedades.

 

Etiquetas

Te puede interesar

Deja un comentario

Tu dirección de email no será publicada. Los campos requeridos están marcados con *

Subscríbete a nuestra newsletter
Sé el primero en conocer las noticias diarias del sector hortofrutícola, directas a tu email
Suscríbete
Mantente informado, siempre puedes darte de baja.
close-link