Escribe para buscar

Sin categorizar

El Brexit, una mala noticia para el sector

Comparte

Maestros tiene la ciencia política para desarrollar las consecuencias económicas, estratégicas y políticas del Brexit. Yo, como mucho de ustedes, tengo mis opiniones al respecto pero no creo que sea un tema en el cual estas puedan ser de gran valor añadido.

En cambio, me gustaría compartir con Ustedes algunos puntos que podrían ser de interés para el sector de las frutas y hortalizas.

  1. A corto plazo, no van a ocurrir ningún cambio esencial. El mercado único va a seguir funcionando; las cadenas británicas van a seguir comprándonos; los británicos van a seguir comiendo frutas y hortalizas.
  2. A medio plazo, seguirá habiendo mercado único. Se puede razonablemente anticipar que el mercado único va a seguir incluyendo al Reino Unido, en el marco de la zona de libre cambio que ya existe con Noruega, entre otros.
  3. Las exigencias de los supermercados británicos seguirán siendo lo que son. Ya estábamos con niveles de exigencias muy superiores a las normas de comercialización europeas a a las de la CEE/ONU
  4. Poco a poco, las legislaciones pueden empezar a divergir. Me estoy refiriendo por ejemplo a la lista de pesticidas autorizados; los límites máximos de residuos.
  5. Esperemos que el Reino Unido no se vaya del sistema rápido de alerta, que tanto nos ha costado construir y que tan bueno resultado ha dado para proteger a los consumidores y mantener su confianza en los productos que encuentra en el mercado.
  6. La libra británica seguirá yendo a su aire, tal y como ya ocurre hoy al no estar en el Euro. Quizás se pueda esperar más volatilidad, con lo que cabe pensar en un incremento del coste de cobertura del riesgo monetario.
  7. EL Brexit va a costar puntos de PIB, tanto a Europa como al Reino Unido. Un divorcio siempre redunda en detrimento del nivel de vida de los dos. Esto no va a ser la excepción.
  8. Menos PIB es también menos demanda de frutas y hortalizas, y por lo tanto más presión sobre los precios en el mercado.
  9. Debería acentuar las ya existentes presiones para producir y consumir British. El fenómeno no es nuevo, como lo demuestra la reciente campaña de Lidl en el mercado británico, pero es lógico esperar que su ritmo se acelere.

Deja un comentario

Tu dirección de email no será publicada. Los campos requeridos están marcados con *

Subscríbete a nuestra newsletter
Sé el primero en conocer las noticias diarias del sector hortofrutícola, directas a tu email
Suscríbete
Mantente informado, siempre puedes darte de baja.
close-link