Escribe para buscar

Una forma de trabajar diferente para conseguir mejores berries. CUNA DE PLATERO

Cuna de Platero apuesta por ofrecer en cada momento la fruta de calidad planificando las campañas y profesionalizando todos y cada uno de los procesos productivos.

Comparte

Innovar es también encontrar nuevas formas de trabajar para lograr mejores resultados, más aún cuando se trata de buscar calidad y diferenciación en los productos. Por eso, cooperativas como Cuna de Platero siguen estando a la vanguardia en un sector tan competitivo y exigente como el de los berries. Los procesos están cambiando y los productores de fresa de Huelva han comprendido que la calidad está por encima de la productividad y eso se nota en una creciente preocupación por variedades que aporten más sabor, además de una mayor vida útil. En Cuna de Platero lo tienen claro e incluso van más allá, apostando por un modelo que diversifique las variedades, empezando por las que mejor resultado y más calidad ofrecen al inicio de la campaña y siguiendo, a medida que ésta avanza, con otras que garanticen óptimos resultados para mantener una calidad uniforme en cualquier momento.
Esta forma de trabajar que nos detalla el director comercial de Cuna de Platero, Sergio Sainz, tiene como objetivo “ser más profesionales”. La cooperativa realiza un importante esfuerzo por poner una fruta de alta gama en el mercado puesto que no siempre es fácil convencer a los productores, “exigimos mucho a los agricultores en cuanto a variedades y calidad, pero esta planificación nos está dando ya resultados”. En esta campaña, según Sainz, “hemos empezado con San Andreas, que nos gusta porque nos ofrece mucha calidad los meses de diciembre y enero; a partir de ahí, esa variedad pasa a un segundo plano y continuamos con Primoris, Rábida y Rociera, a la que le auguramos un gran futuro en Huelva”.
Cuna de Platero sigue apostando por la fresa- en la última campaña produjeron 46 millones de kilos- y por recuperar el prestigio en los mercados internacionales, pero también es consciente de la importancia de diversificar la oferta y trabajar otras berries buscando siempre la calidad y poniéndola en valor. En frambuesa forma parte del club Adelita de Planasa que le está dando muy buenos resultados y que comercializa bajo su marca premium Berrycatessen. En arándano van más allá y el año pasado registraron su propia variedad, Cupla, de buen calibre y sabor que producirán en exclusiva. En cualquier caso, el objetivo es el mismo: que el cliente y el consumidor identifiquen la calidad de su fruta.

Berries todo el año saludables y sostenibles
Cuna de Platero quiere fidelizar a sus clientes no sólo por la calidad de su fruta sino por sus servicios de ahí que se promocionen como “Your Global Berry Partner”, un concepto que implica que pueden ofrecer a sus clientes y al consumidor berries durante todo el año producidas de forma sostenible, porque la cooperativa trata de reducir su huella medioambiental en todos sus proyectos con la implantación de programas como Food Chain Partnership de Bayer en el 100 % de sus hectáreas de fresa.
A la calidad, el servicio y la apuesta por la sostenibilidad Cuna de Platero une un objetivo más: la promoción de las cualidades saludables de las berries. “El consumidor está cada vez más informado y reclama a su vez más información, quiere saber qué come y cómo se produce” y según Sainz, es el momento de captar esa atención y dirigirla hacia todos los aspectos saludables de las berries para promocionar el consumo interno. Cuna de Platero colabora con la Asociación Española del Corazón en la difusión de sus propiedades cardiosaludables porque es necesario mostrar a los consumidores de nuestro país, por qué nuestras berries son tan apreciadas en toda Europa.

Deja un comentario

Tu dirección de email no será publicada. Los campos requeridos están marcados con *