Escribe para buscar

Mantener el liderazgo. FITÓ

Semillas Fitó presenta la nueva sandía Leonor y el Cantaloup Jacobo, ambos excepcionales en producción, calidad interna y sabor.

Comparte
sandía

Desde su fundación en 1880, esta empresa familiar es uno de los referentes del mercado internacional de melón, donde ha sido pionera en el desarrollo de nuevas variedades. Sus valores de investigación, servicio y garantía les mantienen entre los líderes de un segmento tan competitivo como el melón y la sandía, contando con variedades que triunfan en diversos mercados tanto en melón Amarillo, Cantaloup, Galia, Branco o Piel de Sapo, así como sandía rayada o negra triploide.
Si hablamos de sandías, este año la novedad de Semillas Fitó es Leonor, una negra triploide, más conocida como sin semillas, que está teniendo una acogida excelente tanto en invernaderos como al aire libre. Está recomendada para trasplantes del 20 ó 25 de enero en adelante y destaca por ser fácilmente reconocible al abrirla gracias a su color rojo intenso, ofreciendo una gran calidad interna. Su carne es crujiente y ofrece alto contenido en grados Brix, algo que se traduce en un sabor en boca muy agradable que invita a repetir.
En melón, las noveles de Fitó se centran en el segmento de Cantaloup, donde, tras varias campañas, la variedad Solmarín ha conseguido hacerse un hueco importante en el mercado. Está recomendada para siembras de primavera tempranas o tempranas-medias, -trasplante desde el 10 de enero hasta mediados de febrero-. Su éxito se basa en que es una variedad muy productiva, muy precoz y con frutos homogéneos. Además, tiene una carne crujiente con alto contenido en grados Brix y muy buen sabor.
Acompañando a Solmarín, Fitó ha presentado esta campaña el nuevo Cantaloup Jacobo, que está recomendado para trasplantes medios y tardíos completando así la oferta en este segmento. Jacobo es una variedad muy productiva, con una homogeneidad de fruto muy alta, carne crujiente con mucho azúcar y más sabor, que es lo que demanda el mercado. Jacobo presenta muy buen reticulado y mucha precocidad, de hecho, se puede empezar a recolectar hasta una semana antes que otras variedades.
En melón Amarillo, Semillas Fitó sigue firme en el mercado con dos variedades que funcionan muy bien, que son Fenicio y Malerva. El primero aporta un calibre idóneo para trasplantes tempranos y un color en el fruto que va acorde con el nivel de recolección. Por su parte, Malerva es líder del mercado en siembras tardías por ser una variedad muy precoz, con unos niveles de azúcar que llegan a 15-16 grados Brix y por su fácil manejo para el agricultor.
Pero la apuesta por la investigación y el desarrollo de nuevas variedades no cesa y Fitó está ya desarrollando un nuevo melón Galia que recupera el sabor tradicional. A corto o medio plazo ya se va a poder presentar un nuevo Galia con un color externo cercano a la yema de un huevo, muy productivo y homogéneo, con carne algo más blanda que los líderes del mercado, pero manteniendo la larga vida, y lo más importante, con mucho más sabor.

Deja un comentario

Tu dirección de email no será publicada. Los campos requeridos están marcados con *