Escribe para buscar

La sandía alcanza su límite. POZO SUR

Su consumo ha aumentado hasta tal punto en los últimos años que el suyo es ya un mercado muy maduro donde mantenerse pasa por garantizar el sabor, para Pozo Sur, lo único que realmente importa al consumidor.

Comparte
sandía

“A nivel de producción, la sandía ha tocado techo, ya no hay margen para crecer a doble dígito como ha ocurrido en años anteriores”. Así de tajante se muestra Juan López, gerente de Pozo Sur, uno de los mayores operadores de sandía a nivel nacional. En su caso, han optado por reducir sus programas, ajustándolos a la realidad de un producto cuyo consumo está muy condicionado por el clima.

Ante este panorama, el éxito pasa por la diferenciación y en Pozo Sur tienen claro cuál es el único factor que les ayudará a conseguirla: “El sabor, pues al consumidor no le importa ni el tamaño, ni el color, ni siquiera la forma; el consumidor disfruta la sandía a través de sus papilas gustativas”.

El 78% de su producción es propia, programan un 15% con otras cooperativas y empresas productoras y el 7% restante proviene de agricultores colaboradores. En todos los casos, garantizan la trazabilidad del producto, su seguridad alimentaria y calidad a través de estrictos protocolos de certificación, un modus operandi que les ha permitido alcanzar su posicionamiento actual en los mercados y en el que confían para mantenerlo.

Junto a ello, comercializan sus sandías bajo distintas marcas, una fórmula que “implica mucha responsabilidad y sentido común”, pero gracias a la que obtienen buenos resultados. Mario, Cokico, Fresco, Cuesta de Gos, Casa del Huerto y Mario Único, esta última la selección gourmet de Pozo Sur, son sus sellos, a los que se acaba de unir uno más: Mario Bio para sus sandías ecológicas, novedad para esta campaña. Actualmente, cuentan con 36 hectáreas de producción bio que prevén aumentar conforme vaya creciendo la demanda de sus clientes.

Inversión constante
Este año han destinado un millón de euros a mejoras productivas en sus instalaciones de almacenaje, donde han incorporado tres calibradoras de sandía, nueve paletizadoras más y nuevos procesos de manipulación.

El I+D+I lo es todo
En Pozo Sur son conscientes de que es la clave de su éxito y, por ello, además de realizar importantes inversiones en mejoras, colaboran con distintas entidades públicas y privadas para perfeccionar sus procesos productivos.

Cifras clave
62.000 Tn
de sandía, volumen comercializado en 2018.
45 millones de euros
facturación.

Etiquetas

Te puede interesar

Deja un comentario

Tu dirección de email no será publicada. Los campos requeridos están marcados con *

Subscríbete a nuestra newsletter
Sé el primero en conocer las noticias diarias del sector hortofrutícola, directas a tu email
Suscríbete
Mantente informado, siempre puedes darte de baja.
close-link