Escribe para buscar

Hay que poner en valor la fruta nacional. AFRUCAT

Para mejorar la situación de los sectores de manzana y pera nacionales, desde Afrucat apuntan a la necesidad de continuar en el camino de la mejora del material genético y cómo no, con una mayor promoción del producto español.

Comparte
Afrucat

Una de cada dos manzanas es de importación, principalmente procedente de Francia e Italia, y, en el caso de las peras, esta cifra representa el 35% del volumen total, lo que pone de manifiesto la necesidad de dar a conocer la fruta nacional al consumidor español con un enfoque de proximidad, tradición y origen para que apueste por la nuestra y no por la extranjera, como comentan desde Afrucat. “En parte, la distribución ha empezado a reaccionar potenciando lo nuestro y respondiendo a una tímida demanda por parte del consumidor. Pero en el fondo, no estamos hablando de otra cosa que de una acción marquista que queda en manos de las propias empresas que decidan distinguir sus productos” comenta su director general, Manel Simon. Ante esta realidad, desde Afrucat trabajan por desarrollar el mensaje de producto local y de proximidad “pero cuesta competir en los medios con los presupuestos de las grandes firmas”, añade.
Uno de sus principales proyectos fue el lanzamiento de la marca Edenia para potenciar la imagen de la calidad de la DOP Pera de Lleida, que hoy por hoy está consolidada en el mercado nacional e incluso ha aumentado en un 30% su volumen de ventas con respecto al año pasado y está entrando en nuevas cadenas de distribución con innovadores formatos.

Además, Afrucat, en el último año, ha logrado el reconocimiento de circunscripción económica. El siguiente paso será la extensión de norma, algo muy favorable para conseguir un compromiso de los productores para la obtención de una producción uniforme y de calidad.

Esto, unido a la renovación varietal que se está llevando a cabo en manzana con material mejor adaptado a los campos tradicionales de cultivo y al éxodo hacia zonas donde se potencien sus características organolépticas, pueden ser medidas muy favorables para el sector. En pera, tienen como reto también la modernización de sus plantaciones, así como la mejora de su manejo para incrementar los rendimientos y la falta de soluciones fitosanitarias.

Balance de campaña 2017
Mientras en manzana se cerró de forma correcta, gracias, entre otros factores, a una reducción de su producción del 9% hasta alcanzar las 276.804 Tn, en pera el volumen aumentó un 10% dando una cifra de 151.847 Tn, lo que influyó en unos resultados de niveles de precio más bajos que otras campañas.

Etiquetas

Te puede interesar

Deja un comentario

Tu dirección de email no será publicada. Los campos requeridos están marcados con *