Escribe para buscar

¿Hay futuro para el pimiento?

La rentabilidad que ofrecía este producto a los agricultores lleva en entredicho dos campañas, sin embargo, productores y casas de semillas confían en un cultivo que aún ofrece muchas posibilidades comerciales.

Comparte
pimiento

Con más de 11.500 hectáreas esta campaña, un 4% más que hace un año, el pimiento es, sin lugar a dudas, el principal cultivo de Almería, pero lo cierto es que, de momento, no es el que mejores resultados está ofreciendo a los agricultores. Los productores han optado esta campaña por adelantar las plantaciones, huyendo así de los bajos precios que obtuvo el pimiento tardío el año pasado. Esto unido al buen clima de las primeras semanas del ejercicio favoreció un exceso de oferta que no pudo ser absorbido por los principales mercados de destino, donde aún existían producciones locales.

Su complicada situación –luego extrapolada al resto de cultivos- ha sido también el detonante de las distintas protestas protagonizadas por agricultores en la provincia y que culminaron en un paro histórico en el sector el pasado 19 de noviembre, que por primera vez secundaban organizaciones agrarias y comercializadoras unidas.

En este contexto, y como analizamos en las siguientes páginas, se vuelve a poner de manifiesto la necesidad de mantener la ventana comercial de Almería, que tradicionalmente ha abastecido de pimiento a Europa entre los meses de diciembre y abril/mayo, cuando ningún otro país productor podía hacerlo. Todo lo demás son experimentos que pueden o no salir bien.

Asimismo, productores y casas de semillas coinciden en que este cultivo debe diversificarse para ‘conquistar’ a un consumidor que busca nuevas experiencias, sabores y sensaciones. Al tradicional California, que sigue siendo protagonista, comienzan a sumarse pimientos cónicos, Dulces Italianos, Sweet Bite, Picantes, Capias… Pero no solo eso, el bio es un mercado cada vez más interesante y, además, la agricultura biodinámica también comienza a abrirse paso. Opciones no faltan para reflotar un cultivo que está llamado a sustituir al tomate, pero que debe evitar caer en los mismos errores.

Etiquetas

Te puede interesar

Deja un comentario

Tu dirección de email no será publicada. Los campos requeridos están marcados con *

Subscríbete a nuestra newsletter
Sé el primero en conocer las noticias diarias del sector hortofrutícola, directas a tu email
Suscríbete
Mantente informado, siempre puedes darte de baja.
close-link