Escribe para buscar

Fidelizar al cliente con productos casi todo el año. COSAFRA

Ofrecer servicios durante todo el año es la clave del crecimiento que está experimentando Cosafra. Para ello no han dudado en importar espárragos de contraestación.

Comparte

En apenas dos años, la Cooperativa San Francisco, Cosafra, ha pasado de comercializar un millón de kilos de espárragos a los dos que espera superar en este ejercicio, una evolución imparable respaldada por los resultados comerciales que obtienen en la exportación a la que destinan el 90% de su producción. Javier Trujillo, gerente de la entidad, reconoce que fuera de nuestras fronteras es donde más valoran la calidad de sus productos. “Nuestros principales mercados son Alemania y Suiza, donde comercializamos el 80%”. Canadá, como mercado más lejano, también está cobrando importancia para Cosafra, con clientes consolidados a los que suministran vía aérea.

Pero al margen de este crecimiento productivo y comercial, uno de los grandes pasos que ha dado la cooperativa este pasado año ha sido iniciar la importación. “Hoy día es clave ofrecer servicios, atender las demandas globales de tus clientes, y, para ello, necesitamos servir espárragos más allá de nuestra campaña nacional”, añade el gerente.

Así, tras una mini campaña de producto español de septiembre a octubre, es en ese mes cuando inician la importación de espárrago de México y Perú, que finalizan en marzo, cuando de nuevo empieza la temporada nacional, hasta junio. “Con esta estrategia comercial no buscamos tanto la rentabilidad, que también la logramos, sino fidelizar a nuestros clientes, ofreciéndoles producto casi todo el año”, apunta el responsable de la entidad.

RSC hacia la mujer
En numerosas ocasiones, se ha puesto de manifiesto el enorme componente social de este cultivo. Una producción y manipulación que se realiza casi en su totalidad de forma manual, generando una gran cantidad de mano de obra en la zona de Huétor Tajar. Pero Cosafra ha querido dar un paso más, estableciendo un turno en la central de 9 a 14h, lo que posibilita la conciliación laboral de las mujeres con niños a su cargo.
Si se genera empleo, se activa el consumo y eso beneficia a todos. Tomen buen ejemplo de ello.

Relevo generacional

En el cultivo del espárrago, al igual que ocurre en otros sectores, la falta de relevo generacional es un problema. Para evitar la pérdida de tierras productivas, en Cosafra han articulado un protocolo, recogido en sus estatutos, por el cual un agricultor socio que no pueda continuar y no tenga relevo generacional pueda ceder a la cooperativa la explotación de sus tierras. Una práctica que ya está en marcha y que, además, le
permite a la entidad una continuidad en programaciones de producto.

Comercialización
40% Alemania.
40% Suiza.
10% España.
10% resto de mercados.

Etiquetas

Te puede interesar

Deja un comentario

Tu dirección de email no será publicada. Los campos requeridos están marcados con *