Escribe para buscar

“El sueño no se acaba nunca”. FRESAS NUEVOS MATERIALES

Estas fueron las palabras del director técnico, Antonio Refoyo, en su discurso en el marco de la inauguración de las nuevas instalaciones de Fresas Nuevos Materiales en Cartaya (Huelva), para manifestar el largo recorrido que aún les queda por delante.

Comparte
Fresas

El pasado 22 de marzo fue un día importante para Fresas Nuevos Materiales (FNM). Un día para rememorar, porque haber llegado hasta aquí les hace echar la vista atrás hasta el momento en el que nació este proyecto hace 18 años. “Cuando se puso en marcha esta empresa todo era un sueño, queríamos tener nuestras propias variedades. Con la primera fresa comercial, Coral, se llegó hasta los 12 millones de plantas; ahora contamos con Primoris, Rábida y Rociera y alcanzamos los 200 millones de plantas, lo que nos permite seguir soñando porque la evolución que hemos tenido nos garantiza la financiación de un proyecto que sigue siendo ilusionante como el primer día, es un sueño que no se acaba nunca”, manifestó Antonio Refoyo, uno de los principales artífices del desarrollo de FNM, durante el acto de inauguración de las nuevas instalaciones en El Rompido (Cartaya).

Con este nuevo centro, comienza una nueva etapa con aún más recursos y un programa de frambuesa avanzado a punto de salir a la luz. Acompañado del presidente del IFAPA, Jerónimo Pérez Parra, el presidente de FNM, Domingo Camacho, fue el encargado de realizar el acto oficial de corte de la cinta y definió a esta entidad como “la empresa del sector fresero compuesta por tres patas: productores (50,4 % de las acciones), viveristas y el respaldo financiero de Caja Rural del Sur, donde los agricultores que la forman producen el 80 % de la fresa de Huelva, por lo es una apuesta de todo el sector”. Gracias a todo este apoyo, impulsado por el centro IFAPA de la Junta de Andalucía en sus inicios y en constante labor de colaboración, FNM ha conseguido posicionarse como un referente en la materia y ocupar el 34 % de la superficie fresera de Huelva, compitiendo frente a fuertes programas europeos y estadounidenses de obtención varietal de fresa, y que sus variedades lleguen, además de a distintos países europeos, a Estados Unidos, China, Sudáfrica y Australia, entre otros, lo que es toda una proeza.

Las nuevas instalaciones contarán con cinco invernaderos Insect-Proof y dos invernaderos climatizados

De cara al futuro, según indicó Refoyo, FNM se plantea otras metas como hacer otras berries, obtener una variedad de fresas de día neutro, al objeto de abarcar otros microclimas distintos para “que esta empresa pequeña pueda tener un carácter global”.

Instalaciones

Para continuar con su labor de investigación, que incluye cruzamientos y ensayos de los materiales, Fresas Nuevos Materiales se ha hecho con una nueva finca de 3,5 has situada en Cañada de Velasco y que dispondrá de:

  • 2,5 has de cultivo para ensayos que se dedican el 60 % a fresa y el 40 % a frambuesa.
  • Construcción de oficina de 100 m2 y laboratorio de 50m2, dotado con varias balanzas digitales, refractómetro, microscopio, binocular, cámara de cultivo, pequeño material de laboratorio y campo.
  • Comedores y servicios para uso del personal de 50 m2.
  • Almacén de 600 m2 para almacenamiento de aperos, así como para trabajos rutinarios de valoración como pueden ser pesadas, realización de valoraciones de calidad (ºBrix), etc.
  • Dos invernaderos automatizados y climatizados de 200 m2, uno dedicado a fresa y otro a frambuesa.
  • Cinco túneles invernadero Insect-Proof, de los que uno de ellos con solería de hormigón se dirige al mantenimiento de plantas madres de fresa, otro con solería de hormigón se destina al mantenimiento de plantas madres de frambuesa y los tres restantes son para varios ensayos como pueden ser viveros in-situ, obtención de brotes etiolados en frambuesa, etc.
Etiquetas

Te puede interesar

Deja un comentario

Tu dirección de email no será publicada. Los campos requeridos están marcados con *