Escribe para buscar

Con el foco puesto en la calidad. FUENTE EL PINO

Tras meses de altibajos, el consumo prácticamente se ha normalizado en España y Europa, de ahí que, en Fuente El Pino, estén ahora preocupados por la incidencia del clima sobre la calidad de las producciones.

Comparte
Fuente el pino cebolla

El confinamiento y el cierre del canal Horeca dieron al traste con las ventas de cebolla de gran calibre en 2020, mientras que las medianas encontraron una salida comercial en los supermercados, prácticamente el único canal de venta activo hace un año. “Tuvimos en torno a 20 días o un mes en los que aumentó el consumo como consecuencia de la psicosis”, recuerda Pepe Rey, gerente de Fuente El Pino, quien apunta que, cuando acabó el confinamiento, la demanda “se normalizó”. Y así espera que siga siendo durante la nueva campaña.

El clima, por un lado, y el menor número de materias activas para combatir plagas y enfermedades, por otro, son para Rey los principales problemas a los que se enfrenta hoy el sector, y que inciden directamente en la calidad del producto. Llegado a este punto, el gerente de Fuente El Pino insiste en que, en su caso, “tenemos la cabeza siempre puesta en la calidad” y, es más, a pesar del aumento de costes del último año, su objetivo no se limita a optimizarlos si eso significa comprometer la calidad de su cebolla.

“Nuestro objetivo es conseguir siempre una cebolla perfecta, marcando así la diferencia en el mercado”

La firma destina en torno al 80% de su producción a exportación, un mercado cada vez más competitivo. En este sentido, Rey explica que, “si hace 20 años países como Reino Unido no producían cebolla, ahora sí lo hacen, y no solo ellos, prácticamente todos los estados europeos la cultivan”. Esta situación complica las previsiones de cara a esta campaña: “La exportación será muy relativa”, comenta el gerente, que insiste en las mayores dificultades que afrontan los productores españoles para lograr la calidad exigida. Y es que, como recuerda, mientras países con temperaturas más bajas como Holanda no tienen problemas de calidad interna en el fruto por la bacteriosis, en España esta es una problemática que el sector debe combatir sin casi herramientas.

En esta línea, el gerente de Fuente El Pino aboga por la producción residuo 0 como fórmula para marcar la diferencia en el mercado sin perder de vista que “nuestro objetivo es conseguir siempre una cebolla perfecta”.

Nuevos proyectos
Fuente El Pino trabaja actualmente en la ampliación de sus instalaciones en Albacete con 1.000 metros cuadrados más de cámaras frigoríficas y otros 3.000 de almacén.

Etiquetas

Te puede interesar

Deja un comentario

Tu dirección de email no será publicada. Los campos requeridos están marcados con *

Subscríbete a nuestra newsletter
Sé el primero en conocer las noticias diarias del sector hortofrutícola, directas a tu email
Suscríbete
Mantente informado, siempre puedes darte de baja.
close-link