Escribe para buscar

“Biomarket nos ayudará a aumentar nuestro volumen de exportación”. HERMANOS FERNÁNDEZ

La firma potencia su línea bio con su apuesta por estar presente en Biomarket de Mercabarna para ampliar su red de distribución en España y Europa, y fomentar una filosofía comercial basada en el respeto al medio ambiente.

Comparte
Hermanos Fernández

Una de las empresas del sector de fruta y hortaliza que ha apostado en mayor medida por el proyecto de Biomarket, de Mercabarna, es Hermanos Fernández, que contará con tres paradas y una amplia oferta de productos ecológicos. Entre ellos, el principal por el que se caracterizan, el plátano de Canarias, además de una gama de exóticos como la papaya canaria, el mango, aguacate y el jengibre. Asimismo, dispondrá de otras líneas como cebolla, patatas y cítricos bio, bajo el paraguas de su marca “Cuqui bio”, y todo tipo de producto nacional hortofrutícola.

Como explica Joan Espona, responsable del producto bio de la firma, estarán presentes en Biomarket con dos canales de negocio, por un lado, con la venta mayorista y, por otro, como almacén de exportación: “Creemos que el Biomarket, además de la venta de pasillo, tendrá una actividad de reexpedición relevante, funcionando también a manera de almacén con un pequeño escaparate de productos”, explica.

Para Hermanos Fernández, este proyecto va a suponer un impulso para el producto ecológico español en general, no solo como país productor líder de Europa, sino también como un país referente en comercialización. A nivel de empresa, su oferta bio representa un 3% de su volumen, similar a la media del sector, y su tasa de exportación de esta línea es de un 50%. “Pero creo que este volumen de venta internacional va a crecer porque Mercabarna va a poner a disposición del sector una plataforma logística para poder exportar con mayor facilidad”, señala Espona.

En definitiva, la apuesta por este proyecto de impulso al producto bio es, para Hermanos Fernández, una línea de negocio que queremos ir desarrollando poco a poco, convencidos de que contribuyen al desarrollo sostenible de la agricultura y a la defensa del medio ambiente en general, además de aportar una alimentación saludable a los consumidores. Prueba de ello es su línea de producción propia de plátano de Canarias bio.

Crisis sanitaria
Para Joan Espona, el COVID-19 está favoreciendo el consumo de producto ecológico, hasta el punto de que creció en gran medida durante el primer confinamiento, “en aquel momento, para nosotros se dispararon las ventas y actualmente estos niveles se están manteniendo”.

Es, para Espona, el alto nivel de precio la principal barrera del producto bio para el consumidor. “Debe ser algo más caro porque cuesta más producirlo, pero también es cierto que la escasez de oferta hace que los precios se encarezcan; conforme vaya creciendo la oferta, los precios serán más accesibles a todo tipo de consumidores”. Además, también considera que hay todavía un gran recorrido en la gran distribución, y grandes posibilidades para el producto bio en ese canal, con mejores presentaciones en el lineal, oferta más diferenciada, y mayor información para el consumidor-cliente.

Etiquetas

Te puede interesar

Deja un comentario

Tu dirección de email no será publicada. Los campos requeridos están marcados con *

Subscríbete a nuestra newsletter
Sé el primero en conocer las noticias diarias del sector hortofrutícola, directas a tu email
Suscríbete
Mantente informado, siempre puedes darte de baja.
close-link